Latest News

Dropdown Menu

jueves, 31 de enero de 2013

Diagnóstico Radiológico Periodontal - Artículo en PDF

Para la formulación de un diagnóstico periodontal definitivo y seguro, dependemos de la elaboración de una serie de evaluaciones clínicas, radiológicas y microbiológicas, entre otras. La radiografía dental es un agregado valioso, que contribuye a la elaboración del diagnóstico de la enfermedad periodontal, la determinación del pronóstico del paciente y la valoración del desenlace terapéutico.



Las enfermedades periodontales se caracterizan por la presencia de inflamación, fenómeno que conlleva muchas veces, a la migración apical de las adherencias epiteliales e inserciones conectivas del surco gingival, dando lugar a la formación bolsas periodontales (periodontitis). Aunque ninguno de estos cambios es visible radiográficamente, la radiografía permite la observación de los tejidos duros envueltos en la enfermedad periodontal, es decir hueso alveolar y tejido dentario, sin olvidar el espacio del ligamento periodontario.

La radiografía dental es un instrumento que proporciona cierta información limitada, ya que nos presenta una imagen bidimensional de estructuras que realmente son tridimensionales. La imagen radiográfica es el resultado de la superimposición del diente, hueso y tejidos blandos en el trayecto entre el cono del aparato y la película, representando así el contraste de blanco y negro de algo que es duro y suave. Así pues, la radiografía dental revela alteraciones en el tejido calcificado y no revela actividad celular; pero muestra los efectos celulares pasados en el hueso y las raíces. Para mostrar los cambios en los tejidos blandos del periodonto, se requieren técnicas especiales que no se incluyen en el diagnóstico de rutina.



« PREV
NEXT »

No hay comentarios

Publicar un comentario en la entrada