Latest News

Dropdown Menu

jueves, 15 de noviembre de 2012

La prevención de la diabetes comienza con la salud bucodental

Canarias es la Comunidad Autónoma de España que registra más casos de complicaciones físicas por diabetes. Esto se debe a que muchas personas desconocen que sufren la enfermedad y no llevan a cabo hábitos de vida adecuados, por ejemplo, en materia de salud bucodental.



Enfermos, familiares y dentistas han hecho un llamamiento este martes para prevenir y detectar a tiempo la diabetes y los numerosos problemas de salud derivados de esa patología a la población de Canarias, donde se estima que la padecen 200.000 personas, 70.000 de ellas sin diagnosticar.

Estas cifras, sumadas a otros datos de la enfermedad en las Islas, como que la tasa de incidencia de sus complicaciones triplica en esta comunidad autónoma a la existente en otras de España, aconsejan reiterar ese mensaje ante el Día Internacional de esa patología, que se conmemora este jueves, según ha dicho la presidenta de la Asociación de Diabéticos de Gran Canaria, Lidia Blanco.

Y es que esa mayor presencia de las complicaciones de la diabetes es consecuencia de un detección tardía de la enfermedad, lo que significa, según ha recalcado, que podrían evitarse con un diagnóstico más temprano de la diabetes.

Para tratar de contribuir a mejorar esa realidad, esa asociación de enfermos se ha aliado con el Colegio Oficial de Dentistas de Las Palmas, junto al cual ha querido hacer un llamamiento conjunto a la población isleña para que esté alerta ante síntomas que podrían estar avisando de que la persona está desarrollando la diabetes, pese a no ser consciente de ello.

Los síntomas de la diabetes pueden ser interpretados en muchos casos por los dentistas, según ha subrayado el vocal de su colegio profesional en Las Palmas Agilberto López, que ha precisado que la enfermedad periodontal y, en general, los problemas de salud o molestias que se registran en las encías, pueden alertar de la existencia de una diabetes no diagnosticada.

En especial, si las encías presentan llagas recurrentes o sangrados persistentes, que no desaparecen pese a insistir en la higiene bucal, ha especificado.

López ha recalcado también que, a la vez, los diabéticos que ya saben que lo son deben tener mayor cuidado con la salud de su boca, pues su patología puede dificultar o retrasar la cura de sus males dentales.

Y, ante esa situación, ha recomendado a la ciudadanía, y sobre todo a quienes padecen diabetes, acudir al dentista cada seis meses para someterse a revisiones e higienes profesionales de su boca, como forma de evitar complicaciones posteriores que obliguen luego a tener que pasar por tratamientos más largos y desagradables para poder superarlas.

Fuente: rtvc.es

« PREV
NEXT »

No hay comentarios

Publicar un comentario en la entrada