Latest News

Dropdown Menu

lunes, 12 de marzo de 2012

Alertan sobre exceso de flúor en agua de Puebla; daña dientes y riñones

Un estudio desarrollado por integrantes de la Facultad de Estomatología de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla revela un incremento de las concentraciones de fluoruro en el agua, en diversos municipios del estado, situación que podría incidir no sólo en un aumento de casos de fluorosis dental, sino también en alteraciones a la actividad renal de la población.



ANALIZAN AGUA DE POZOS Y CASAS DE DIVERSOS MUNICIPIOS

Esther Vaillard Jiménez, profesora e investigadora de esta unidad académica, realizó el estudio “Cuantificación de concentraciones de fluoruros en aguas de consumo humano de los municipios del estado de Puebla en la primera década del nuevo milenio”, para conocer la concentración del elemento ante la frecuencia de fluorosis dental, producto de su ingesta en grandes cantidades.

Apoyada por los estomatólogos Rosendo Carrasco Gutiérrez, Gloria Flores Lezama, Aída Ortega Cambranis, Gerardo Askins Herrera, Gustavo Cruz Venegas y Emilia Loaiza Hernández, se recabaron muestras en diversos municipios, de 2008 a 2010, a fin de cuantificar concentraciones de fluoruro en aguas de consumo humano e identificar zonas de riego de fluorosis dental.

La Doctora Vaillard Jiménez indicó que dicho estudio es resultado del seguimiento durante más de 10 años de las concentraciones de flúor en época de lluvias y de estiaje, cuyas mediciones revelan que año con año aumentan.

“Esto es un corte transversal de la lectura más reciente de la primera década. El año pasado se midieron estas comunidades se encontró que en Zautla las comunidades tienen riesgo desde bajo a alto”.

Explicó que en total se analizó el vital líquido de 300 comunidades, tanto en agua de pozos particulares, como de la llave de las casas, conforme marca la norma. Mediante el sistema de utensiómetro se hicieron mediciones en la Facultad de Estomatología y los resultados revelan que 217 municipios tienen concentraciones de riesgo, datos que representan una excelente oportunidad para detectar los niveles de concentración y buscar una solución.

La investigadora dio a conocer que concentraciones de 0.05 partes por millón (PPM) o mayores afectan al órgano del esmalte en su fase líquida, y los resultados del reciente estudio indican que 61 comunidades tuvieron concentraciones de flúor mayores o iguales a 0.07 PPM.

Asimismo se observó fluorosis en 11 comunidades de la zona Angelópolis, 3 de la Sierra Norte, 9 del valle de Serdán, dos de la Sierra Nororiental, 9 en Sierra Negra y 9 de la Mixteca, abundó que condiciones como el clima caluroso generan un mayor consumo de agua y por consecuencia un aumento en la incidencia de casos.

Vaillard Jiménez expuso que el hecho de que se registren grandes concentraciones de población, implica que a su vez requieran de grandes cantidades de abasto de agua y en consecuencia de perforación de pozos, lo que ha aumentado el riesgo.

“Los pozos cada vez son más explotados, y todas las comunidades del Valle de Puebla y la Sierra Mixteca presentan concentraciones de riesgo bajo, medio y alto para fluorosis”.

SERÁ NECESARIO RECONSIDERAR LOS PROGRAMAS PREVENTIVOS PARA CARIES

Resaltó que a pesar de que la norma oficial de salud sobre prevención de caries se basa en dos recomendaciones: cepillado dental y aplicación tópica de fluoruro, esta última debe modificarse, pues cuando el estomatólogo diagnostica en forma veraz la fluorosis dental, significa que ya hay alteraciones metabólicas y sistémicas en el cuerpo humano y se dice que puede afectar a la actividad renal.

“El problema es que cuando esto pasa la enfermedad renal puede tener un avance subclínico importante, la segunda parte es que se está aplicando fluor en zonas donde no se justifica y se da como forma de prevención de caries, cuando ello se logra a través de un cepillado dental eficaz, bien realizado, que forme parte de un hábito, si no resulta inefectivo y la otra es la alimentación, que tiene una parte importante en la expresión de caries”.

Desafortunadamente incluso consumiendo agua embotellada, el problema es latente, debido a que las aguas purificadas frecuentemente son tomadas de los pozos de la región, el problema no se combate.

MANIFESTACIONES DE FLUOROSIS DENTAL

La académica reconoció que la fluorosis dental se manifiesta con aspectos estéticos y en sus fases progresivas daña al esmalte; las zonas donde desaparece el esmalte se llaman de hipoplasia y un ligero cambio de color aumenta el porcentaje de afección a la corona clínica.

“Hay estudios que dicen si el fluoruro es preventivo de caries, en fluorosis se pensaría que no la hay, sin embargo la hay y muy severa porque las estructuras del esmalte están arrasadas y los túbulos dentinarios son amplios entonces toda la flora de la boca entra en esos tubos, que son vías libres hacia la pulpa y ahí hay una reproducción bacteriana cariogénica, que es otro problema que se asocia a la caries”.

Conocer estos datos clínicos y epidemiológicos permitirá comenzar a diseñar campañas de promoción a la salud y limitar el daño desde la atención primaria, asimismo permitirá que desde otras áreas de investigación se realice un diagnóstico de insuficiencias renales y en qué etapa se encuentran, lo que permitirá prevenir la presencia de estos males silenciosos, concluyó.

Fuente: pueblaonline.com.mx
« PREV
NEXT »

No hay comentarios

Publicar un comentario