Latest News

Dropdown Menu

lunes, 30 de noviembre de 2009

Gestión Financiera: Registros fiscales y gerenciales en consultorios


El Dentista con una visión más actual y que pretenda continuar insertado en un mercado cada vez más competitivo debe encarar su actividad profesional de forma más amplia y gerencial.


La “Odontología Extra Bucal” requiere cada vez más conocimientos y estandarizaciones en este área. Hacer el libro caja como mecanismo de control gerencial es estratégico y fundamental para que la actividad profesional pueda ser realizada y orientada para la optimización de resultados.

El libro caja es el control financiero donde son registradas todos los ingresos (entradas) y gastos (salidas) necesarias para el mantenimiento de su actividad profesional liberal. Saber cuanto está costando ser Dentista, o sea, saber cuanto entra, cuanto sale, de donde vienen y para donde van es un concepto básico, pero que se torna indispensable para la definición de metas procurando crecimiento profesional y auto desarrollo.

Dentro de una visión tributaria el registro de los gastos sirve como importante reductor de los valores a ser acordados con la Receita Federal (fora do Brasil = con la autoridad impositiva) en el momento de la entrega de la Declaración del IRPF - Impuesto de Rentas de Persona Física. El libro caja fiscal utilizado en el momento de la elaboración del impuesto de rentas, encontrado en cualquier librería, puede ser organizado por el propio profesional, o su secretaria, y básicamente debe relacionar mensualmente e dinero gastado para el mantenimiento de la “empresa” y recibido por el profesional. Receita Federal no exige que este libro sea registrado oficialmente y solamente exige que el sea guardado con toda la documentación comprobatoria (recibos y/o notas fiscales con nombre del consumidor, domicilio y datos de la empresa que proveyó el producto /servicio, etc.) por un período de cinco años.

En el libro caja debe contener gastos como: personal (salario y costos de empleados/colaboradores como secretarias y auxiliares), inmobiliarios (alquiler, cuentas de electricidad, teléfono, alquiler y condominio) y otras como servicios de laboratorio, materiales de escritorio y limpieza, materiales odontológicos, seguros, mantenimiento preventivo y correctivo, marketing, ETC.

Cuando analizamos sobre el punto de vista de deducciones en la declaración de impuesto de rentas podemos percibir su importancia. Su importancia es la misma que la de gastos como educación, salud y dependientes.

Usando la terminología aplicada en la declaración de rendimientos, la base de cálculo del impuesto es el valor del rendimiento bruto sustraído de las deducciones descriptas anteriormente y previstas en la ley. Estos gastos pueden ser consultados en el site de la Receita Federal (www.receita.fazenda.gov.br).

El IRPF no permite deducir todos los gastos que forman los costos totales para el mantenimiento de una empresa prestadora de servicios de salud bucal (consultorio/clínica). Que pena! En estos casos se incluyen gastos como transporte (combustible, taxi, mantenimiento del vehículo), gastos sin comprobante fiscal, gastos con empleados sin vínculo laboral, entre otros. Esta es básicamente la diferencia que existe entre libro caja fiscal y libro caja gerencial.

El libro caja gerencial (control interno) sirve para que el profesional tenga una idea y capacidad de evaluación más próxima de la realidad del flujo de caja de su empresa/consultorio.

En este caso como fue explicado anteriormente, todos los gastos que la empresa tiene, mensualmente son registrados en este libro (o relatorio), que es nada más que una complementación del libro caja fiscal. Saber relacionar estos gastos aún es una gran dificultad del Dentista.

Gestión de costos, relación costo beneficio, mejora de la performance financiera, cálculo de costos profesionales son algunas de las ventajas adquiridas cuando este protocolo de modelo de gestión es realizado.

El escenario mundial sufrió mudanzas y transformaciones. Estamos actualmente en la Era de la Información. En esta era tenemos mudanzas rápidas y la competitividad se torna intensa y necesaria. El conocimiento pasa a ser tan importante cuanto el capital financiero.

Absorber estas informaciones y desarrollar el capital humano e intelectual son sin duda los caminos para mejorar nuestra calidad de vida y de la prestación de nuestros servicios de Salud Bucal. Entonces manos a la obra y hasta pronto...

Flavio Alves Ribeiro - CD
Profesor Universidad Tuiuti de Paraná
Gestión y Consultoria en Odontología
E-mail: dentesenumeros@terra.com.br



« PREV
NEXT »

No hay comentarios

Publicar un comentario en la entrada